Fenitoína

Compártelo!
La fenitoina se utiliza para tratar la epilepsia.

La fenitoina se utiliza para tratar la epilepsia.

Los usos más comunes de la fenitoína son controlar y prevenir las convulsiones en casos de epilepsia, y prevenir las convulsiones durante y después de la cirugía en el cerebro y el sistema nervioso. Este medicamento se clasifica como un anti-convulsivo, y trabaja para disminuir la actividad eléctrica en el cerebro que produce la actividad convulsiva. Está disponible en varias formas y dosis, incluyendo tabletas, tabletas masticables y líquido diseñado para pacientes muy jóvenes. Para tratar con éxito las convulsiones, los médicos normalmente comienzan con una dosis baja para luego añadir dosis adicionales según sea necesario. Al igual que muchos otros medicamentos de este tipo, algunas personas experimentan reacciones adversas y no pueden utilizar este fármaco con eficacia.

Tipos de tratamientos

Como todos los medicamentos antiepilépticos, la fenitoína se usa para pacientes de todas las edades y etapas de la gravedad de la epilepsia. Leer más.

Cómo tomarla

La fenitoína se ofrece en una variedad de formas diseñadas para satisfacer las necesidades de los distintos tipos y edades de los pacientes que se prescribe. Leer más.

Efectos secundarios

Existe la posibilidad de que el paciente pueda experimentar efectos secundarios mientras está tomando fenitoína. Algunos son menores y pueden ser ignorados. Leer más.

¿No encuentras lo que buscas? Búscalo aquí